Web Toolbar by Wibiya

Entrevista a Idecars en la revista 12 Voltios

 
     Aqui os dejamos la entrevista que nos han hecho en la revista 12 Voltios.
 
     “La demanda de detectores de radar se ha triplicado desde que saltó la noticia sobre su posible prohibición”.


     La principal seña de identidad de Idecars es que hace instalaciones a domicilio a través de una furgoneta transformada en un auténtico taller sobre ruedas. ¿Cómo surgió la idea de montar este tipo de negocio?
     Mi socio (Pablo del Campo) y yo trabajábamos en un taller de instalación de Madrid, pero debido a la crisis la empresa tuvo que reducir plantilla y nos vimos obligados a montar nuestro propio negocio. Desde el principio tuvimos claro que la idea de crear un taller sobre ruedas era la mejor fórmula para conseguir clientes, y la verdad es que el tiempo nos ha dado la razón. Desde que abrimos la empresa en 2010 no ha parado de aumentar la demanda.



     ¿Qué tipo de clientes tenéis?
Principalmente trabajamos para empresas, sobre todo concesionarios, talleres de chapa y pintura, talleres de mecánica y para cuatro establecimientos de Media Markt. Otra tipo de cliente importante son los propietarios de coches de lujo. Los cuidamos mucho y alimentamos esta relación con el fuerte vínculo que tenemos con marcas como Porsche. Las pequeñas instalaciones a particulares a pie de calle representan una proporción menor de nuestro volumen de negocio.

 

     ¿Qué ventajas supone tener un taller sobre ruedas en comparación con el taller de toda la vida?
     El poder desplazarte. Muchos talleres de mecánica o de chapa y pintura no tienen suficiente volumen de trabajo como para tener un técnico especializado en instalaciones de electrónica. La furgoneta nos facilita el poder captar este tipo de trabajos, la mayoría de los cuales son pequeñas instalaciones de manos libres, autorradios o kits de iluminación. Lo mismo sucede con los propietarios de coches de alta gama. Para la mayoría de ellos es un incordio tener que dejar su coche en un taller durante varios días, y valoran enormemente que te desplaces a su chalet para hacer la instalación y poder tener el coche listo en un solo día de trabajo.

 

     ¿Os consta que existan iniciativas empresariales similares a la vuestra?
     La verdad es que no. Lo que sí hay son instaladores que se desplazan con su coche para hacer pequeñas instalaciones a domicilio, pero no me consta que exista un taller sobre ruedas como el nuestro que está capacitado para todo tipo de instalaciones.



     ¿Con qué tipo de concesionarios trabajáis?
    Trabajamos para varios, pero nuestros principales clientes son Porsche y los concesionarios de Audi y Volskwagen, cuyas marcas ofrecen grandes posibilidades para el reequipamiento de aftermarket. El único problema de los concesionarios es que suelen ser muy exigentes con el calendario, ya que a menudo solicitan los trabajos con muy poco tiempo de antelación.

 

     ¿Subcontratáis cuando hay picos de trabajo?
     A veces, para determinados trabajos que requieren varios días hemos tirado de contactos y nos han ayudado uno o dos instaladores. Pero siempre supervisando nosotros el trabajo, ya que somos muy exigentes con la calidad de nuestras instalaciones. No nos gusta delegar, ya que somos conscientes que, por desgracia, hay mucho ‘chapucero’ suelto en el sector.

 

     ¿A qué crees que se debe?
     Es una consecuencia de la época de la bonanza económica. Hace unos años, cuando todos los talleres aumentaron su demanda tuvieron necesidad de sacar trabajo y a menudo contrataron personal poco cualificado. Además, en muchos casos no invirtieron el tiempo suficiente en formación, por la necesidad precisamente de sacar rápido el trabajo. La consecuencia es que hay instaladores que han adquirido una serie de vicios y que no dedican el mimo necesario para integrar correctamente los dispositivos.

 

     Algunos instaladores señalan que los tutoriales de internet están haciendo mucho daño ya que están facilitando que aumente el automontaje y se reduzca el precio de la mano de obra. ¿Qué opinas de ello?
     Indudablemente, los tutoriales nos han hecho daño, pero también es cierto que el usuario final que es un manitas siempre se ha montado él mismo las instalaciones, independientemente de que haya o no tutoriales. Respecto a la mano de obra, nosotros no hemos bajado el precio (cobramos 45 euros + IVA), aunque sí es cierto que hoy día no puedes aplicar a raja tabla la mano de obra de una instalación larga, y lo que hacemos es calcular el importe final teniendo en cuenta la rentabilidad del producto que instalas, junto con el importe de la mano de obra.

 

     ¿Qué tipo de desplazamientos hacéis? ¿Cuál es vuestro radio de acción?
     Para instalaciones pequeñas, sólo nos movemos por la Comunidad de Madrid. En cambio, a menudo hemos hecho trabajos de 2 ó 3 días de duración y nos hemos desplazado hasta Barcelona, Valencia o Alicante.

 

     ¿Qué tipo de instalaciones hacéis principalmente?
     Lo que más hacemos son instalación de navegadores OEM y sensores de aparcamiento, principalmente para concesionarios. También instalamos muchos Manos Libres, especialmente para clientes de Mediamarkt. Otros productos estrella son las luces diurnas, los localizadores y los detectores de radar.

 

     ¿Cómo ha afectado la noticia que saltó a los medios sobre la posible prohibición de los detectores?
     Pues… la verdad es que desde que salió la noticia ha sido una locura, ya que la demanda para la instalación de detectores se ha triplicado porque muchos consumidores tienen miedo de que este producto deje de comercializarse y quieren instalárselo cuanto antes. Por tanto, a nivel de negocio la noticia no nos ha hecho daño, en realidad nos ha beneficiado. Lo que sí sería perjudicial sería que finalmente se prohibieran estos dispositivos, ya que se han consolidado como una solvente línea de negocio que ha servido de gran ayuda para mantener la superviviencia de muchos negocios en estos años de crisis.

 

     ¿Los clientes a los que estáis instalando detectores no tienen miedo de que si se prohíben puedan recibir sanciones?
     No porque siempre hemos montado los detectores de forma oculta. Lo hacíamos cuando eran ilegales y lo hemos seguido haciendo así en la actualidad.

 

     ¿Y los RDD de la policía?
     Los detectores de detectores de radar (RDD) que usa la policía no están homologados para poner multas, ya que no son 100% fiables. Pueden servir de guía para inspeccionar visualmente un determinado vehículo, pero nada más. Si la instalación es oculta el conductor no tiene porqué temer. Además, hay determinadas marcas y modelos cuyos detectores son totalmente indetectables por los RDD, con lo cual el cliente puede circular con la máxima tranquilidad.

 

     ¿Cuáles son las instalaciones que más han descendido en los últimos años?
     Lo que más ha caído son las alarmas. No obstante, con la crisis han aumentado los robos y ligeramente también la instalación de este producto.
Otra instalación que ha bajado bastante es el audio. En nuestro caso, se nos ha caído en picado la instalación de gamas bajas y medias, pero debido a la tipología de cliente que tenemos hemos mantenido las instalaciones de gama alta (entre 2.000 y 4.000 euros). Este tipo de cliente está acostumbrado a cambiar la instalación de audio cuando se compra un coche nuevo y lo sigue haciendo debido a que siguen manteniendo su poder adquisitivo a pesar de la crisis. En cambio, el público joven opta más por el automontaje en cuanto a instalaciones de sonido.
 
     El link hacia la revista donde sale la entrevista es el siguiente Reportaje IDECARS revista 12 Voltios

No hay comentarios:

Publicar un comentario